Cultura del Agua

Como parte de la razón de su existencia Servicios de Agua y Drenaje de Monterrey, I.P.D., protege el medio ambiente promoviendo programas que estimulen el cambio de hábitos de la comunidad en el uso eficiente del agua, incluyendo el saneamiento.

Cultura del Agua es el proceso continuo de producción, actualización y transformación individual y colectiva de valores, creencias, percepciones, conocimientos, tradiciones, aptitudes, actitudes y conductas en relación con el agua en la visa cotidiana.

Objetivo del programa Cultura del Agua:

El objetivo general del Programa Cultura del Agua, es "contribuir a consolidar la participación de los usuarios, la sociedad organizada y los ciudadanos en el manejo del agua y promover la cultura de su bien uso, a través de la concertación y promoción de acciones educativas y culturales en coordinación con las entidades federativa para difundir la importancia del recurso hídrico en el bienestar social, el desarrollo económico y la preservación de la riqueza ecológica, para lograr el desarrollo humano sustentable de la nación.

Cultura del agua es el conjunto de modos y medios utilizados para la satisfacción de necesidades fundamentales relacionadas con el agua. Se incluye lo hecho con el agua, en el agua y por el agua para ayudar a resolver la satisfacción de algunas necesidades fundamentales. Se manifiesta en la lengua, en las creencias, en los valores, en las normas y formas organizativas.

También en las prácticas tecnológicas y en la elaboración de objetos materiales, en las creaciones simbólicas, en las relaciones de los hombres entre sí y de éstos con la naturaleza y en la forma de resolver los conflictos generados por el agua. La cultura del agua es por lo tanto, un aspecto específico de la cultura de un colectivo donde se comparten, entre otras cosas, una serie de creencias, de valores y de prácticas respecto de ella.

LA NUEVA CULTURA DEL AGUA

La nueva cultura del agua exige, en principio, administrar los recursos hídricos buscando el acceso de todo individuo y comunidad al recurso como un derecho fundamental, esto es acceso libre a la cantidad de agua necesaria para satisfacer, por lo menos las necesidades básicas de consumo humano, salud, higiene y producción de alimentos.

La nueva cultura del agua supone incorporar a la gestión de este recurso los principios de equidad, solidaridad, sostenibilidad, control de la demanda, responsabilidad, participación democrática y transparencia.

La nueva cultura del agua debe asegurar la calidad y cantidad de agua necesaria para cubrir la demanda presente, garantizar también la seguridad hídrica de las generaciones venideras. Sólo el uso responsable de los recursos hídricos, fundado en una visión integral de la naturaleza y el desarrollo humano-, favorecerá el aprovechamiento y la gestión sostenible de las fuentes de agua.

Esto se vincula al cambio en la manera de gestionar el agua desde un mero recurso a ser una gestión de los ecosistemas acuáticos, lo cual se convierte en uno de los principales retos socio ambientales de los organismos operadores, con el objetivo de conseguir un cambio de valores, de prioridades y un cambio de ética.

¿Por qué es importante el cuidado del agua?

  • El 75% del planeta está cubierto por agua y la mayoría es salada, sólo aproximadamente el 3% es agua dulce y parte de ella está congelada en los glaciares e icebergs.
  • El agua es esencial para la supervivencia de los seres vivos y ello la convierte en un recurso muy valioso que debemos de conservar y compartir entre todos.